Coalición por la Defensa de la Tierra - Introducción

Versión para impresiónSend to friend
Palestinian Grassroots Anti-apartheid Wall Campaign

"Es el movimiento popular para reforzar la resistencia de la población en zonas que son objetivo de las Fuerzas de Ocupación Israelíes, para construir acciones populares y lograr la solidaridad internacional en orden de enfrentarse a la ocupación israelí, al proyecto de los asentamientos y a sus implicaciones."

No hay duda de que estamos en el umbral de una nueva etapa en los esfuerzos de Israel para redibujar los hechos sobre el terreno en Palestina. En los últimos diez años, Israel se las ha arreglado para cambiar el mapa geopolítico de Cisjordania y Gaza para asegurarse su control total sobre la tierra palestina y sobre su pueblo, haciendo imposible la construcción del Estado Palestino.

 I. Análisis de la coyuntura actual

Gaza estás totalmente aislado de Cisjordania y representa la mayor prisión al aire libre del mundo.
En Cisjordania Israel ha solidificado su proyecto colonial sobre el terreno dentro de la estructura del llamado ‘plan de retirada’. Con esto crearon un sistema de control de infraestructuras militares y administrativas que dicta cada detalle de las vidas del pueblo palestino.

 Politicamente:

  • Israel está cerrando cualquier posibilidad para una solución basada en los acuerdos firmados entre Israel y la Autoridad Palestina.
  • La independencia de la AP (PA por sus siglas en inglés) y su proceso de toma de decisiones ha sido erosionado por la influencia de la ayuda internacional y sus condicionantes, y la AP se ha vuelto un rehén de las posiciones alineadas de Israel, los EE.UU. y la UE. Como resultado, la voluntad y la capacidad de la AP para enfrentarse a los asentamientos y para proteger a su pueblo han sido completamente destrozadas.
  • A pesar de la existencia de uno 80,000 agentes de seguridad palestinos – el equivalente a un agente por cada 50 ciudadanos- la AP es aún incapaz de proteger a su pueblo de los ataques de los colonos y de las Fuerzas de Ocupación. Es irónico que un pueblo bajo ocupación se le suponga la necesidad de más fuerzas de seguridad que las que tienen los EE.UU. con todas sus guerras y sus bases militares en todo el mundo. En los EE.UU. hay un agente de seguridad por cada 2800 ciudadanos y en el RU hay un agente de seguridad por cada 3100 ciudadanos británicos.
  • La parálisis y marginalización de la OLP (PLO por sus siglas en inglés) y de sus cuerpos asociados en los últimos 20 años ha conducido a una falta de consenso y por lo tanto a la ausencia de una estrategia de unidad palestina para enfrentarse a la ocupación.
  • La división política y geográfica entre Gaza y Cisjordania impuesta por la ocupación ha transformado en imposible cualquier posibilidad de una estrategia palestina unificada para enfrentarse a la ocupación.

Economicamente:

  • La economía palestina permanece dependiente de la israeí. Debido a los acuerdos internacionales como el Protocolo de París sobre las relaciones económicas entre Israel y la OLP, Israel aún tiene el pleno control de los cruces de carreteras y de las rutas comerciales dentro de la Palestina histórica, y de sus fronteras, así también controla el comercio internacional.
  • La estrategia que ha aplicado la AP en los últimos tres años de desarrollar instituciones estatales y la economía correspondiente ha fallado.
  • Los salarios y los gastos de la AP han sido priorizados durante toda la crisis económica y fiscal actual, lo que se ha vuelto una carga para el pueblo palestino. Antes de reforzar la capacidad del pueblo para resistir el proyecto den asentamientos israelí la AP ha prestado más atención a su ‘crisis fiscal’ y le ha pedido al pueblo que se esfuercen para financiarla. Como resultado ahora hasta los granjeros deben pagar impuestos. Los precios de los bienes de consumo que dan ingresos impositivos significantes, como ser los cigarrillos, el alcohol y los combustibles también se han duplicado en los últimos años.
  • Debido a la situación actual de crisis económica, la gente ha estado pidiendo más y más créditos para poder pagar sus gastos. Como resultado las vidas de la gente se han vuelto rehenes de los bancas.
  • Un pequeña élite privilegiada tiene el monopolio sobre lo que queda de la riqueza del país y centra sus esfuerzos en proteger sus interese personales. Estos representan un gran obstáculo para el crecimiento económico, para el desarrollo de las iniciativas, para el comercio competitivo y para las inversiones.
  • Israel continúa teniendo el pleno control sobre los recursos acuíferos y terrestres, sobre la agricultura, el mercado, el turismo y el gas.

Socialmente:

  • La dominación del individualismo y la lealtad tribal, así como los factores ya mencionados como ser los altos niveles de pobreza, de desempleo y marginalización, han dado como resultado la desintegración del tejido social.
  • La brecha entre las clases sociales se está agrandando, con la clase media que existía antes de los Acuerdos de Oslo ahora encogiéndose y siendo reemplazada por una gran cantidad de pobres y obreros. Mientras tanto, una pequeña élite extremadamente rica ha emergido y tiene la mayor influencia política y económica, y controlan los recursos del  país.
  • La solidaridad social y un sentido de colectividad que han sido la columna vertebral de la resistencia palestina han quedado desintegradas como resultado de los trabajos, las prácticas y las estructuras que vinieron después de los Acuerdos de Oslo. Intencionadamente o no, esto dio como resultado que el pueblo se sienta excluido de la toma de decisiones políticas, como si la ‘voz de la calle’ ya no fuera importante. 
  • La desilusión con la AP y con la OLP también ha crecido debido a sus actuales acuerdos de coordinación con las autoridades de seguridad israelíes.

II. Base lógica para la Coalición

Como resultado de las políticas y las acciones de las autoridades de ocupación israelíes, las aldeas y comunidades palestinas se enfrentan a serios riesgos de desplazamiento y evacuación de sus hogares, especialmente aquellos que viven en la Zona C. El número de colonos sionistas en esas zonas es ahora el triple de los ciudadanos palestinos debido a las políticas y a los crímenes de Israel. La situación pide la unificación de todos los esfuerzos para reforzar la resolución de esas comunidades de permanecer en su tierra, para documentar los crímenes de la ocupación, para buscar justicia contra esta fuerza criminal y para movilizar la opinión pública mundial y así fomentar la solidaridad con el pueblo palestino.
En los últimos meses del 2012 hubo dos eventos importantes a nivel palestino:
Primero: El poder de recuperación y los logros de la resistencia en Gaza
Segundo: El voto de la Asamblea General de las UN y sus discursos e informes para darle a Palestina el status de miembro observador no estado y la integración como colectivo y responsabilidad de tercer estado.
Estos dos eventos tienen un impacto significativo en nuestro trabajo:
Primero: La Victoria de la Resistencia le dio al pueblo energía y esperanzas, lo que se evidenció en la intensificación de las manifestaciones por toda Cisjordania durante el ataque sobre Gaza, probando que el espíritu de la resistencia aún es fuerte, y ha vuelto a despertar en los corazones de la gente
Segundo: La solidaridad internacional tiene una mejor capacidad para trabajar en conjunto (y para coordinar globalmente, como en el FSM (WSF por sus siglas en inglés) Palestina libre, de Porto Alegre 2012) con las fuerzas palestinas haciendo a la comunidad internacional (gobiernos y empresas) responsable por su complicidad con los crímenes israelíes.
En represalia, Israel pretende aumentar sus acciones violentas sobre el terreno y acelera la anexión de la Zona C, lo que llevaría a una situación explosiva sobre el terreno, lo que requiere redoblar los esfuerzos y las  competencias para prepararse para las ramificaciones.  

 

III. La Coalición por la Defensa de la Tierra

La Coalición es un cuerpo coordinador que consiste en un número de grupos populares trabajando para el pueblo sobre el terreno. La coalición intenta promover el espíritu de la cooperación, para aunar recursos y coordinar esfuerzos para enfrentarse a los retos impuestos por las fuerzas ocupantes y los colonos contra nuestro pueblo. Haciendo eso, queremos reforzar la voluntad y la determinación de la gente de las aldeas que se enfrentan a la expulsión y a la confiscación de tierra – como ser Hebrón Sur, el Norte del Valle del Jordán, la parte oriental de Nablus y muchas otras ubicaciones en Cisjordania, particularmente las zonas beduinas, incluyendo las de Jerusalén. El  mayor reto es la amenaza diaria de las comunidades colonas a la vida y propiedades de los habitantes de esas aldeas. Nos enfrentaremos a este reto construyendo la capacidad de los miembros de la coalición para racionalizar los gastos y crear sinergias para el beneficio del trabajo de campo y servicios dados a las comunidades. Para lograr esto nos integraremos y consolidaremos el trabajo de los miembros sobre el terreno de la dirección financiera, de los medios de difusión, de las relaciones públicas, el ejercer presión y la  abogacía. Además, coordinaremos la unificación del trabajo de los comités locales sobre el terreno.

 Miembros:

Campaña contra el Muro - Stop the Wall
Unión Palestina de los Agricultores
Federación Palestina de los Sindicatos Nuevos (Nuevos Sindicatos)
Foro Palestino de la Juventud
Asociación para los Derechos de los agricultores y para la preservación del medio ambiente
Centro de Mujeres para el Desarrollo Social
Asociación Jadayel - Centro Palestino para la Cultura, las Artes y la Creatividad
Sociedad Palestina de los Agricultores - Tulkarem
Sociedad de N'lin para el Desarrollo y la Comunidad
Consejo Popular para la Protección del Valle del Jordán
Al-Amal - Asociación para la Infancia y el Desarrollo
 

 IV. La Visión y los Objetivos de la Coalición:

  • Trabajar juntos para construir un movimiento popular activo que proteja y adopte la lucha de los pueblos y defienda sus derechos políticos, sociales y económicos.
  • La misión:
  • Reforzar el espíritu de la unidad y la cooperación por una causa común.
  • Coordinar esfuerzos para enfrentar los retos impuestos a nuestro pueblo por la ocupación, especialmente en la Zona C.
  • Reforzar la perseverancia de nuestros granjeros en sus tierras y ayudar a la gente de las aldeas amenazadas por el desplazamiento forzoso y por la confiscación de sus tierras, como en Hebrón Sur y al Norte del Valle del Jordán
  • Construir la capacidad administrativa y técnica de la  coalición, en orden de movilizar recursos para el trabajo de campo y para los proyectos populares.

 

Propósitos Principales y Objetivos:
1. Reforzar la resistencia de nuestro pueblo en todas las localidades, particularmente en aquellas en riesgo de deportación y confiscación de tierras debido a las amenazas diarias y a los ataques por parte de la ocupación y los colonos.
2. Lanzar campañas intensivas solidarias locales y de medios de comunicación y construir mecanismos que alienten la resistencia frente a las políticas de desplazamiento de Israel.
3. Enfocar y dirigir los esfuerzos hacia la protección de las aldeas que son atacadas continuamente por los colonos que amenazan sus vidas y sus propiedades.
4. Reforzar la conciencia política y social e la clase trabajadora y otros grupos que son objetivo, como ser los granjeros, los jóvenes en el campo y en las zonas remotas y los trabajadores que sufren abusos en sus puestos de trabajo. Además, la Coalición quiere resaltar los problemas a los que se enfrenta para estimular la condena  y las acciones de los gobiernos y los cuerpos internacionales.
5. Reforzar las campañas de solidaridad internacional a través de trabajos en red y construir asociaciones con movimientos árabes e internacionales como las federaciones internacionales de trabajadores. Las asociaciones de granjeros y de jóvenes, y los movimientos sociales  que trabajan sobre los derechos de la tierra y del alojamiento, y contra la guerra y la globalización. La Coalición quiere construir una visión de solidaridad basada en el apoyo mutuo, con una atención especial a las alianzas con otros movimientos del Sur Global y para promover una lucha común contra el colonialismo, el imperialismo, la explotación capitalista, el racismo y otras formas de discriminación.
6. Trabajar hacia el fin de la complicidad internacional con la ocupación israelí, con el apartheid and con el colonialismo a través de la aprobación activa, de las presiones y de la creación de los recursos necesarios para la sociedad civil y las instituciones gubernamentales.

Traducido del inglés por Juan M. Neira Cruz

x

Select (Ctrl+A) and Copy (Ctrl+C)